Como la cocaina transforma a tu cerebro

Antes de que empieces a leer el articulo hay que dejar claro que el uso de la cocaína es nocivo a todos los niveles, además, hay estudios que determinan que el uso abusivo de la sustancia tiene un impacto directo en el cerebro a nivel de plasticidad neuronal, a nivel químico, y por consecuencia también a nivel de ondas cerebrales.

A nivel de plasticidad neuronal, existe un deterioro entre la capacidad de conexión entre neuronas, cambiando así su respuesta. Además de un deterioro evidente en la neurogénesis, dificultando pues la creación de nuevas neuronas teniendo mayor dificultad de recuperación a y adaptación. Finalmente, como es bien sabido, el sistema de recompensa, debilita la sensación de euforia, necesitando cada vez más mayores estímulos para tener el mismo placer.

¿De qué manera afecta la actividad cerebral?

Te puedes estar preguntando como afecta todo esto a nivel de actividad cerebral. En primer lugar, cuando se consume cocaína la actividad eléctrica se ve alterada por la liberación de la conocida dopamina en el cerebro, este neurotransmisor esta directamente asociado al placer y la recompensa. Destacamos la capacidad del cerebro siendo completamente adaptable y puede generar mecanismos de compensación.

Desde Neuroscenter queremos compartir contigo que se puede observar al realizar un electroencefalograma (EGG) en sujetos con un consumo a largo plazo analizando los siguientes cambios en diferentes tipos de ondas cerebrales:

En ondas Delta existe una reducción de estas. Principalmente la reducción afecta directamente al correcto funcionamiento del sueño, siendo este menos reparador. Un consumidor crónico notaría posiblemente como su sueño profundo se altera teniendo una calidad de sueño pésima o pobre.

En cuanto a las ondas Theta, al igual que Delta, observaríamos una disminución de ondas. Las ondas Theta están directamente relacionadas con la relajación, la meditación y la navegación espacial.  Una reducción de ondas theta podría repercutir también en la atención y en la memoria.

En ondas Alpha, un consumo agudo o crónico disminuye notablemente las ondas, teniendo problemas de atención sostenida o incluso de concentración.

En ondas Beta, el consumo de cocaína, al contrario de las demás ondas, puede aumentar la actividad de estas, aumentando la excitabilidad y hiperactividad cerebral dificultando la capacidad de la persona para relajarse y concentrarse.

Kenneth Alper junto con E. Roy John y Leslie Prichep (1998) realizaron investigaciones sobre el abuso de la cocaína crack que resultaron muy informativas para los clínicos. Descubrieron que había un patron muy común en el abuso de estas drogas. Generalmente, los mapas cerebrales o QEEG muestran una actividad eléctrica muy alta de 9 Hz  con un déficit significativo de delta frontal. Resulta que el déficit frontal de delta indica una falta de conectividad con las redes posteriores y resulta en dificultad para filtrar el ruido interno y dificultad para enfocarse internamente en una tarea de resolución de problemas.

 

¿Cuáles son los principales riesgos de consumir cocaína?

Uno de los muchos riesgos del consumo de cocaína, es la falsa creencia de que el consumidor sabe que el producto que consume es el correcto o esperado, puede haber una interacción muy peligrosa con otras sustancias que están en el mercado negro y tener consecuencias letales o causar daños irreversibles. A corto plazo podemos tener riesgos de sobredosis con una combinación muy peligrosa pudiendo causar ataques cardiacos, accidentes cerebrovasculares o convulsiones. A largo plazo pueden aparecer mas problemas, tales como la adicción y la dependencia, alteraciones del estado de ánimo. Además, como hemos visto anteriormente como afectan según el tipo de onda, puede darse un deterioro cognitivo significante. Finalmente debemos vigilar con cualquier interacción con trastornos mentales preexistentes, siendo la cocaína o el abuso de otras sustancias combinadas el detonante para la aparición de un trastorno mental.

 

¿Como podemos desde Neuroscenter ayudarte?

Desde Neuroscenter creemos que es muy importante tratar el tema de adicciones a tiempo, la posibilidad de ofrecerte la mejor ayuda psicológica para diseñar un tratamiento especifico diseñado para cada caso. Además, mediante el tratamiento de neurofeedback podremos observar en tiempo real como está la actividad cerebral para ayudar de la forma más eficiente posible.

El neurofeedback es una técnica que utiliza la retroalimentación en tiempo real sobre la actividad cerebral para ayudar a las personas a regular sus patrones de actividad cerebral. En el caso del consumo agudo de cocaína, el neurofeedback podría ser beneficioso de varias maneras:

  • Regula la actividad cerebral: Mediante protocolos de inhibición y refuerzo podremos regular los patrones de actividad cerebral que se alejen de la normalidad.
  • Reducir los niveles de ansiedad y estrés: Mediante los protocolos podremos ayudarte a reducir los niveles de actividad cerebral para garantizarte mayor relajación y calma.
  • Fortalecer la toma de decisiones: Trabajando en las áreas del cerebro asociadas con el autocontrol y la toma de decisiones, se puede ayudar a la persona a resistir los impulsos.

Es importante esclarecer que debería ir acompañado con sesiones de psicología para aumentar al máximo el tratamiento para promocionar la motivación para el cambio, siendo así ambas vías dos tratamientos que se complementan.

Además, el éxito del tratamiento con neurofeedback puede variar según el individuo, por lo que es importante trabajar con un profesional capacitado en el uso de esta técnica.

Rellena el formulario, responderemos a la brevedad

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.
Quiero que me llamen
Politica y privacidad
*Todas nuestras terapias se pueden realizar online a excepción de Neurofeedback
Abrir chat
1
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?