Beneficios del Neurofeedback para el TDAH

¿Tienes falta de atención, hiperactividad o poca memoria? Posiblemente sufras del trastorno de déficit de atención. Conoce el Neurofeedback para el TDAH

¿Qué es el TDAH?

El trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) es un trastorno del neurodesarrollo que suele diagnosticarse en la infancia y que, habitualmente, perdura hasta la edad adulta.

A grandes rasgos, el TDAH se caracteriza por la dificultad de mantener la atención de forma voluntaria y/o una falta de control de impulsos e hiperactividad. 

Se estima que este trastorno lo presenta un 5-10% de la población infantil, afectando más a los niños que a las niñas, en una proporción de 4:1. Hasta en el 60% de los casos el trastorno persiste en la edad adulta.

Síntomas del TDAH ¿Cómo identificarlos?

El Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales define la sintomatología que debe aparecer para poder diagnosticar de TDAH a una persona.

Existe un patrón persistente de inatención y/o hiperactividad-impulsividad que interfiere con el funcionamiento o desarrollo. La inatención y la hiperactividad-impulsividad se caracterizan por una serie de síntomas, de los cuales deben aparecer al menos 6 durante un mínimo de 6 meses: 

Inatención

  • Falla en prestar la debida atención a los detalles o comete errores por descuidos.
  • Tiene dificultades para mantener la atención en tareas o actividades recreativas.
  • Parece no escuchar cuando se le habla directamente.
  • No sigue las instrucciones y no termina las tareas. 
  • Tiene dificultades para organizar tareas y actividades.
  • Evita iniciar tareas que requieren un esfuerzo mental sostenido.
  • Pierde cosas necesarias para tareas o actividades.
  • Se distrae con facilidad por estímulos externos.
  • Olvida las actividades cotidianas. 

Hiperactividad e Impulsividad

  • Juguetea o golpea con las manos o los pies o se retuerce en el asiento.
  • Se levanta en situaciones en que se espera que permanezca sentado.
  • Corretea o trepa en situaciones en las que no resulta apropiado. 
  • Es incapaz de jugar o de ocuparse tranquilamente en actividades recreativas.
  • Está “ocupado”, actuando como si “lo impulsara un motor”.
  • Habla excesivamente.
  • Responde inesperadamente o antes de que se haya concluido una pregunta.
  • Le es difícil esperar su turno.
  • Interrumpe o se inmiscuye con otros.

Es necesario que al menos algunos síntomas hayan estado presentes antes de los 12 años y que aparezcan en más de un contexto.

Por otro lado, según si la sintomatología que se presenta se clasifica en Inatención o en Hiperactividad-Impulsividad, se puede distinguir 3 tipos:

  • Presentación combinada: Se cumplen criterios de inatención y de hiperactividad-impulsividad durante los últimos 6 meses.
  • Presentación predominante con falta de atención: Se cumplen sólo los criterios de Inatención durante los últimos 6 meses.
  • Presentación predominante hiperactiva/impulsiva: Se cumplen sólo los criterios de Hiperactividad-Impulsividad durante los últimos 6 meses. 

¿En qué consiste el Neurofeedback y cómo trata el TDAH?

El Neurofeedback es una técnica de entrenamiento del cerebro que tiene como objetivo modificar su actividad cerebral para que funcione de forma más eficiente y aprenda a autorregularse.

En el caso del TDAH, la utilización del Neurofeedback se basa en los datos que han aportado las investigaciones en cuanto a la actividad cerebral de personas con este diagnóstico. Se ha podido comprobar que los sujetos con TDAH muestran un patrón de actividad cerebral específico, tienen menores índices de actividad cortical debido al exceso de ondas lentas. 

Utilizando el Neurofeedback se modificará, de forma no invasiva, la actividad eléctrica cerebral y de esta forma se mejorará la sintomatología.

Beneficios del Neurofeedback como tratamiento para el TDAH

El entrenamiento en Neurofeedback puede causar diversos beneficios en la sintomatología del TDAH:

  • Aumenta tu capacidad de atención y concentración
  • Mejora en la capacidad de aprendizaje y de rendimiento
  • Facilita la capacidad de comprensión
  • Permite mayor autocontrol
  • Mayor calma y claridad mental

¿De qué manera es tratado el TDAH en Neuroscenter?

En Neuroscenter, el primer paso siempre es realizar una visita con el/la psicólogo/a. En esta visita se pretende obtener información sobre el motivo de consulta, la sintomatología que presenta el paciente con TDAH y los aspectos importantes de la vida de éste.

A partir de esta información, se valorará cuál es el tratamiento más adecuado para el paciente.

En el caso de que se opte por realizar entrenamiento en Neurofeedback, en la segunda visita se llevará a cabo el Mapeo Cerebral o Electroencefalograma cuantitativo. Se registra la actividad eléctrica del cerebro para posteriormente poder analizar esta información y conocer los patrones de ondas del paciente. De esta forma se establecerá un plan de entrenamiento personalizado e idóneo para mejorar la sintomatología del TDAH. 

Una vez realizada una sesión en la cuál se trasladen estos resultados al paciente ya se puede iniciar el Entrenamiento con Neurofeedback.

En las sesiones de Neurofeedback el paciente se sienta en una butaca mirando una pantalla mientras tiene colocado un gorro con sensores que van registrando su actividad cerebral en tiempo real. La actividad consistirá en que el paciente recibirá una serie de estímulos auditivos y visuales que irán enseñando al cerebro qué patrones de ondas debe repetir y cuáles debe reducir.

Se llevarán a cabo un mínimo de 20 sesiones de Neurofeedback, con una duración de 30-45 minutos cada una, y preferiblemente con una frecuencia de dos veces por semana.

Rellena el formulario, responderemos a la brevedad

Abrir chat
1
¿Necesitas más información?
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?