Disciplinas deportivas que ayudan al entrenamiento personal

Disciplinas deportivas que ayudan al entrenamiento personal
Disciplinas deportivas que ayudan al entrenamiento personal

Con la llegada de la modernización y de una vida laboral cada vez más agitada y estresante, hace algunas décadas las posibilidades y las ganas de practicar alguna disciplina deportiva para ponernos en forma o relajarnos eran muy escasas. Sin embargo, poco a poco han ido apareciendo actividades físicas que además de resultar muy agradables y divertidas, nos ayudan en nuestro entrenamiento personal y son muy saludables tanto para nuestro cuerpo como para nuestra mente. Es lo que suele describirse como “Mens sana in corpore sano”. Y es que no podemos estar bien con el mundo que nos rodea si no contamos con un buen equilibrio dentro de nosotros mismos.

Es precisamente la filosofía en la que nos centramos en nuestra clínica psicológica de Barcelona, Neuros Center, a través de rutinas de ejercicios específicos para cada parte del cuerpo y para cada usuario de manera personalizada. Veamos con más detalle cuáles son algunas de estas disciplinas deportivas que ayudan al entrenamiento personal y que favorecen tanto nuestro estado físico como mental.

Boxing

El boxing es un ejercicio que combina artes marciales y boxeo. Una actividad que requiere de un gran esfuerzo físico pero que, precisamente por ello, ayuda a mejorar tanto la salud física como mental. Además casi siempre resulta agradable tanto para jóvenes como para adultos. Aunque en sus orígenes era practicado exclusivamente por hombres, hace varios años que las mujeres han dejado atrás los roles de género y han empezado a adherirse a la práctica de esta disciplina deportiva.
Un deporte muy completo que favorece la tonificación de los músculos y nos ayuda a ganar agilidad y velocidad, al mismo tiempo que desarrolla la resistencia, corrige los errores de postura y mejora la imagen estética, ya que se trabaja con los brazos, las piernas, los hombros, la cintura, el abdomen, los glúteos y la espalda. En cuanto a los beneficios psicológicos que nos proporciona, destacamos la sensación de seguridad en nosotros mismos, aumentando la autoestima y disminuyendo los niveles de estrés.

Stretching

El stretching es un método muy completo en el que se combinan los estiramientos con las contracciones musculares cuyo principal objetivo es favorecer la regulación de la tonicidad. Una manera de ordenar nuestro cuerpo y el entorno que nos rodea. Si alguna vez has visto una clase de stretching, te habrás dado cuenta de que los alumnos se mantienen inmóviles. Sin embargo, detrás de esta aparente inmovilidad se esconde un intenso trabajo y generador de nuevas sensaciones muy benficiosas. Cada postura supone una construcción progresiva y meditada en la que la persona es “intérprete” de su cuerpo y lo lleva al máximo de sus posibilidades.

Yoga

El yoga no es solamente una disciplina deportiva, sino un estilo de vida que te ayudará a crecer a nivel personal y a descubrir todo el potencial de tu cuerpo y de tu mente. Además de estar en forma, te ayudará a relajarte y a aumentar tus niveles de energía. Y es que el yoga tiene un efecto muy beneficioso sobre las hormonas, lo que contribuye al equilibrio mental, a mejorar la autoestima y la capacidad de concentración y memoria.
Al desarrollar nuestra fuerza de voluntad y aumentar la confianza en nosotros mismos, podremos liberarnos de los pensamientos y emociones negativas que nos atormentan a diario. Además de desarrollar paciencia, tolerancia, compasión y perdón, mejorando las relaciones con los demás y ayudándonos a enfrentarnos con serenidad a las circunstancias que se nos vayan presentando en la vida. Con lo cual, es una actividad perfecta para todos aquellos que están expuestos a altos niveles de estrés.

Tonificación

Las actividades físicas que están encaminadas a tonificar nuestro cuerpo no solamente mejoran nuestro aspecto físico, sino que además ayudan a mejorar nuestra postura, nos proporcionan más energía, mayor seguridad y contribuyen a la prevención de determinadas enfermedades.
Pero además, cuando se combinan con ejercicios de cardio y fuerza, los ejercicios de tonificación muscular pueden ayudar a mejorar nuestra salud mental. Diversos estudios han demostrado que aquellas personas que practican ejercicio de manera frecuente tienen más energía, niveles más bajos de estrés y mayor confianza en sí mismas. Y por si esto fuera poco, nos ayudan a ser más creativos en el ámbito laboral y a mejorar nuestra capacidad de concentración.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar